Seguidores

15 de abril de 2009

Cocina en Zaragoza



Esta pintura tiene su historia, nunca estaba satisfecha  de como quedaba, pintaba y guardaba, así hasta que un día me vino la inspiración,y en un par de día la termine. La silla, la dibuje en un papel varias veces hasta que conseguí darle forma, la volví a dibujar, ya en el lienzo, y la pinte con el oleo,  salio a la primera.                                                                       Cuento esto por que yo no tengo estudios de dibujo ni pintura, solo he ido a unos talleres del Ayuntamiento de mi ciudad, allí me dieron las primeras nociones y después con libros sobre como pintar y practicando he aprendido lo poco que se.   Esto sí se lo que es, la cocina de una casa  muy antigua de Zaragoza.     

3 comentarios:

  1. La silla solitaria de una cocina. Los pucheros en la lumbre y el arte de, "como una buena alumna" hace bueno al maestro que le dio esas nociones de pintura. Mas el arte y la inspiracion innata hace posible que la receta sea sabrosa.La insatisfaccion es el remedio del artista.

    ResponderEliminar
  2. Esta me gusta mucho también, me recuerda a viejas cocinas humildes, perdidas en los campos, cocinas que todavía se pueden encontrar en el norte de mi país.

    El marco elegido para el cuadro es hermoso, una extensión de la propia pintura.

    Felicitaciones!

    ResponderEliminar
  3. Enhorabuena. Sigue así...

    Por cierto, que se te ha perdido en Zaragoza?

    ResponderEliminar

Gracias por tu visita.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...